Mi despensa

Muchas veces consultamos una receta, constatamos que no tenemos la mayoría de los ingredientes y pasamos a otra cosa (un clásico es que seas de domingo y con todo cerrado). Claro está que cada uno tendrá sus ingredientes recurrentes y mis costumbres no coinciden con las de todo el mundo, pero si vas a seguir mi blog (espero que sí) en este apartado podrás consultar cuales son mis imprescindibles fondos de armario, nevera y congelador. Básicos para cocinar chino o hindú, utensilios para facilitar el trabajo entre fogones, hasta salsas y aliños que está siempre bien tener guardados en la nevera o en el congelador para unas cenas improvisadas.  En fin, mi pequeño almacén en el caso de que mañana llegue la tan esperada invasión zombis. ¡Espero que os pueda ser útil!

Subscribir

Si quieres estar informado de nuestras publicaciones suscríbete a nuestro boletín, que lanzaremos en un futuro.

Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.
January 31, 2021

Mis ingredientes básicos para cocinar thai

Personas
Unidades
Tiempo
h
min
Mis ingredientes básicos para cocinar thai

Soy una gran fan de la cocina oriental, pero seguramente la gastronomía thai es mi favorita. El motivo es porque es de los pocos países, junto a Japón, donde he viajado y no me he cansado nunca de su comida. Quizás es de los países del sudeste asiático dónde hay más cruce de culturas y eso se traduce en una gastronomía extensa y variada. Una sopa thai puede ser una explosión de sabores en la boca: dulce, ácido, salado y picante a la vez. Esta combinación envía el cerebro a un placentero cortocircuito de gusto, que es difícil de olvidar. La pregunta recurrente del último día de viaje era: "¿y esto? cómo es qué no lo hemos probado todavía? y venga a hincharnos...

En los últimos años los supermercados de comida oriental se han multiplicado, así que preparar una receta thai es del todo factible. Además los ingredientes más recurrentes e imprescindibles (como lemon grass, lima kaffir, galanga o camarones secos) se venden congelados, así se puede tener un buen fondo de nevera durante un tiempo relativamente largo.

La lista puede ser seguramente mucho más larga de la que propongo, pero considero estos los más significativos (o quizás son simplemente los que más uso). No incluyo la salsa de soja porque, aunque se use, debido a la fuerte influencia de la gastronomía china, no es un producto local y los platos tradicionales ni la contemplan, siendo su equivalente aquí, la salsa de pescado.

Lemon grass: no se puede concebir la gastronomía tailandesa sin el lemon grass. Es un ingrediente básico para la elaboración de las pastas de curry, y el intenso aroma a cítrico de las sopas thai se debe a esta hierba.

Lima kaffir: se encuentran congeladas en las tiendas de productos asiáticos. Una bolsa dura un eternidad, así que es un buen fondo de congelador. No hay curry sin lima kaffir. Así que si queréis elaborar un curry al perfecto estilo tailandés, es imprescindible tenerla.

Cacahuetes: más allá de ser utilizados como topping imprescindible del clásico pad thai, el uso de los cacahuetes se extiende también a la elaboración de salsas (la más famosa quizás sea la salsa satay), currys (panang y massaman) y rebozados. Esté último caso no sé si es tan difundido, pero yo todavía recuerdo con nostalgia la brocheta de gambas rebozada con cacahuetes y ají, de un puesto callejero en Bangkog.

Leche de coco: ingrediente fundamental para los curries, pero también para las sopas.

Lima: Además de ser un ingrediente bastante fundamental para la elaboración de sopas, en Tailandia cualquier plato llega a la mesa acompañado por un par de gajos de lima. Yo me enganché tanto que todavía en casa sigo con la costumbre de echar, de vez en cuando, un par de gotas de lima al arroz.

Ají: lo hay de todos los tamaños, colores y grados de picante. Aquí en España la elección es menor, pero los clásicos están bien. Me gusta el picante, pero sin pasarse. Como se suelen vender en bolsas demasiado grandes, antes de tirarlos los congelo, con el tiempo quizá pierdan potencia, pero aguantan muchos meses en el congelador.

Arroz jazmín: en Tailandia es el más utilizado y lo han exportado a todo el mundo. Los granos son largos y finos y son algo más tiernos y viscosos que el basmati. Por eso, una vez cocido, asume una textura un tanto pegajosa. A mí personalmente eso me encanta y lo sitúa en el primer puesto entre mis arroces favoritos.

Pasta de tamarindo: aporta un toque ácido a los platos, pero también se puede utilizar como base para una buena salsa donde mojar albóndigas o dumplings, sólo hace falta mezclarla con ajo, salsa de pescado, cilantro fresco y un poco de azúcar.

Camarones secos: yo los utilizo sobretodo para la elaboración de salteados, relleno para dumplings, en ensaladas enteros o como aliño para sopas: triturados junto con jengibre, ajo, salsa de pescado, lima y azúcar.

Salsa de pescado: en Tailandia se la conoce por nam-plaa y es un condimento esencial de su gastronomía. Yo la suelo utilizar en las sopas, cuando cocino al wok, o como aderezo, mezclada con salsa de soja, lima, ají y azúcar.

Tofu: seguramente es una herencia de la fuerte influencia de la gastronomía china y supongo que, inicialmente, los currys no se elaboraban con tofu. Pero los restaurantes "de mesa y mantel" (para diferenciarlos de la comida callejera) siempre ofrecen curries, sopas y pad thai con tofu. Imagino que lo habrán adoptado por los turistas veganos, y yo tengo que decir que me enganché literariamente al curry verde con tofu, ya que amortiguaba su característico picante volcánico.


Galanga:
es un rizoma ligeramente amargo. Se puede encontrar fresco en las tiendas especializadas, pero también congelado. Se usa sobretodo en sopas y currys. También tiene propriedades medicinales: yo no podría recomendar a nadie una infusión de galanga, pero parece ser que ayuda a la digestión.

Jengibre: uno de los ingredientes estrella de todo el sudeste asiático. Yo lo utilizo fresco y machacado junto con las demás especias, como base de una pasta de curry.

Hierbas frescas: el cilantro es el topping por excelencia en toda la cocina asiática, de albahaca en Tailandia existen por lo menos tres tipos, pero aquí en Barcelona raras veces encuentro aunque sea sólo una (la más comun es la que se define simplemente como "tailandesa"). Así que al final me decanto por la mediterranea. Se suele utilizar sobretodo en sopas y combinada con menta.

Fideos: como en todo el sudeste asiático, los fideos son una parte fundamental de la gastronomía tailandesa. Ya sean de arroz, trigo o huevo, se comen tanto en sopa (la comida callejera más típica que se puede encontrar en Bangkog), como salteados (el famoso pad thai).

Ingredientes

Elaboración

Notas