Viernes

Cuando no hay tiempo (y la nevera llora)

Llega el viernes y solo quieres que se acabe la semana. Salen moscas de la nevera y lo más probable es que a la hora de comer te pidas un Glovo. Mi propósito aquí es sugerir recetas que se puedan hacer, la misma mañana antes de ir a trabajar, que sea la oficina o el salón de casa.

Ensaladas de pasta, arroz o verduras, son recetas que se pueden hacer mientras preparamos el desayuno.

Por otro lado nos encontramos con la nevera llena de sobras y antes de tirar comida, mejor reciclarla. Como dicen las abuelas: ¡de los restos salen siempre las mejores recetas!.

Por último, si te olvidaste de poner el despertador y el tiempo se te viene encima, tendrás unas opciones de platos que se puedan armar comprando provisiones de camino al trabajo.

Subscribir

Si quieres estar informado de nuestras publicaciones suscríbete a nuestro boletín, que lanzaremos en un futuro.

Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.
June 27, 2021

Ensalada de arroz con berenjena encurtida

Personas
2
Unidades
Tiempo
h
30
min
Ensalada de arroz con berenjena encurtida

Para mí el verano es sinónimo de berenjenas, pimientos y calabacines y aprovecho todo lo que puedo para disfrutar de estas maravillosas verduras en todas sus facetas.
Entre otras cosas, en Italia acostumbramos encurtirlas, guardarlas en aceite y utilizarlas como entrante frío o como ingrediente principal para una ensalada.

Para esta receta he decidido encurtir unas berenjenas. Esta operación lleva su tiempo, así que aprovecho el fin de semana para hacerlo. Luego, dependiendo del calor que haga se pueden guardar dentro o fuera de la nevera. Ahora que estamos en verano, mejor reservar el pote en la nevera donde puede aguantar hasta dos semanas sin tener que ser esterilizado. Lo importante es que esté siempre bien cubierto de aceite.  

Para que la semi conserva sea aún más golosa se le puede añadir alguna hierba seca, como orégano o tomillo, o aromatizar con unos dientes de ajo partidos por la mitad, cayena si os gusta el picante, o incluso agregar unas aceitunas o unas alcaparras.

¡Os animo a probarlas! Son un buen fondo de nevera para improvisar ensaladas de verano o simplemente para picar con una cerveza bien fría.

Ingredientes

  • 2 tacitas de café de arroz
  • 6 tomates secos
  • 1 puñado de aceitunas verdes
  • 1 cda de alcaparras
  • 3 ramas de perejil
  • sal
  • lo que sirva de AOVE

Para las berenjenas encurtidas:

  • 2 berenjenas
  • lo que sirva de sal
  • lo que sirva de aceite

Elaboración

Pelar las berenjenas y cortarlas en bastoncillos. Colocarlas en un cuenco por capas y sazonar cada una con una pizca de sal. Mezclar bien con las manos y colocar un peso por encima, para que salga bien el agua. El peso puede ser cualquier cosa. Yo pongo una olla con algo pesado dentro. En este caso han sido dos frascos de leche.

Dejar en reposo al menos unas 3 horas, transcurridas las cuales, habrá que escurrir las berenjenas de toda el agua que habrán soltado, además de exprimirlas un poco más con la ayuda de las manos. Colocar las berenjenas en un tarro y cubrirlas de aceite.

Hervir el arroz y, mientras tanto, picar el perejil, deshuesar las aceitunas y cortar los tomates secos por la mitad.

Juntar todos los ingredientes en un bol o tupper y aliñar con sal y aceite.

Notas