Jueves

Platos listos en 30' (o menos)

Es miércoles: la parte más dura de la semana está superada y, si no estás confinado, te regalas un afterwork con los colegas o un gimnasio por la tarde.
Pensar en preparar la comida de mañana da mucha pereza, además será jueves y los Glovos van cargados de paellas. La verdad es que el jueves es un buen día para salir a comer y hacer planes para el fin de semana (si la pandemia lo permite).

Igualmente yo algo tengo que escribir, así que si vas mal de pasta, han vuelto a cerrar los restaurantes o simplemente te apetece cocinar algo rico, pues aquí te propongo mis "platos jueves" bajo el lema: cocción rápida y cero stress.

Cocinar al wok, plancha o vapor, recurrir a productos de conserva, emplear cereales para la elaboración de ensaladas... estos y otros truquillos serán los que iré exponiendo en esta sección.

Subscribir

Si quieres estar informado de nuestras publicaciones suscríbete a nuestro boletín, que lanzaremos en un futuro.

Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.
February 7, 2021

Costillas de cerdo marinadas y al vapor

Personas
2
Unidades
Tiempo
h
30
min
Costillas de cerdo marinadas y al vapor

Ya elogié las virtudes de la cocina al vapor con una receta de ensalada de caballa: sana, buena y sobretodo rápida. Hoy vuelvo al ataque con estas costillas de cerdo marinadas en salsa de mostaza y miel.

Nunca se me había ocurrido cocinar una carne al vapor, hasta que la probé en un restaurante chino. De hecho, uno de los platos que pido a menudo son las costillas de cerdo al vapor con salsa de judías negras fermentadas. Según el restaurante, te puede explotar la cabeza de lo picantes que son, pero eso es parte del juego.

Con la receta de hoy he querido emular a los chinos y he adaptado su técnica a una marinada más bien mediterránea, hecha con mostaza, miel y vino. Y aquí abro un paréntesis sobre las marinadas: una carne o un pescado marinados, que sean cocinados al vapor, a la plancha o al horno, serán siempre más jugosos y llevarán más sabor que una carne o un pescado cocinados a palo seco. Eso puede interesar sobretodo a los que trabajan fuera de casa. No es lo mismo comer una pechuga de pollo a la plancha recién sacada de los fogones, que una guardada en un tupper, puesta en la nevera y calentada en el microondas (antes me pido un Glovo). Marinar, cocinar y guardar la pechuga con su proprio marinado ayudará a que el plato se mantenga "hidratado" y tierno. Bueno, no sé por qué me ha dado por hablar de pechuga de pollo si la receta va de costillas de cerdo. Es que tengo una edad y me pierdo. De todas formas, si queréis saber cuáles son mis marinadas favoritas pincha aquí.

Las costillas de cerdo marinadas y cocidas al vapor tienen la ventaja de que la salsa no se desvanece durante la cocción. Mas bien, se incrementa con el líquido soltado por la carne y acaba convirtiéndose en una salsa muy sabrosa. Eso sí, hay que forrar la cesta de la olla al vapor con papel de cocina, sino lo que acabo de contar no vale para nada. Creo que eso es todo, os dejo con la receta y ¡espero que os guste!

Ingredientes

  • 350 gr de costillas de cerdo cortadas en trozos
  • 1 tallo de cebolleta
  • 2 patatas medianas
  • 1 cdta de comino en granos
  • 1 cda de aceite

para la marinada:

  • 1 cda de mostaza de Dijon
  • 1 cda de miel
  • 1 dedo de vino blanco
  • 1 rama de tomillo fresco
  • 1 cda de AOVE
  • sal

Elaboración

Mezclar los ingredientes de la marinada y utilizarla para cubrir las costillas de cerdo. Añadir la cebolleta picada y dejar reposar. Lo ideal es hacer eso por la mañana y dejarlo en la nevera durante todo el día. Ya a la noche se sigue con la receta.

Pelar las patatas, cortarlas en trozos y cocinarlas al vapor. Cuando estén tiernas, colocarlas en un plato (o en un tupper si os lleváis la comida al trabajo) y machacarlas con la ayuda de un tenedor. Añadir una cucharada de aceite, el comino en granos, una pizca de sal y mezclar.

Forrar la cesta de la olla a vapor con papel de cocina y colocar las costillas con toda la marinada. Así no se perderá el líquido. Cocinar durante unos 20'.

Si te llevas la comida en un tupper colocar primero las patatas y cubrir el puré con las costillas y todo su líquido. Mejor reservar el tupper fuera de la nevera, así las costillas no se quedan prietas.

Notas