Lunes

El día de los platos elaborados

Los lunes son días duros, así que mejor afrontarlos sabiendo que te espera una comida riquísima en el tupper. Por eso los platos del lunes pueden ser más elaborados, ya que se dispone del fin de semana para prepararlos y así, si trabajas fuera de casa, le vas a dar un poco de envidia a tus compis.

Mi momento favorito para dedicarle tiempo a la cocina y a organizar la comida de la semana es el domingo por la mañana. La compra está hecha y ya he tenido el sábado para descansar. Así que me pongo manos a la obra y aprovecho para elaborar grandes bandejas de lasañas, canelones, crepes, al mismo tiempo que albóndigas, burguers o ñoquis.  

Está claro qué rápido no es, pero estos platos están pensados en función de conseguir múltiples raciones que van directas al congelador. Así que en los momentos de más estrés, solo hay que sacar el tupper del congelador.

Subscribir

Si quieres estar informado de nuestras publicaciones suscríbete a nuestro boletín, que lanzaremos en un futuro.

Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.
March 21, 2021

Albóndigas de quinoa, tofu y espárragos

Personas
Unidades
28
Tiempo
h
50
min
Albóndigas de quinoa, tofu y espárragos

Si estáis siguiendo mi blog, habréis caído en la cuenta de que soy una fanática de las albóndigas. Empezando por las de pescado, pasando por soluciones veganas como las albóndigas de seitán y berenjena o las de coliflor y garbanzos, y acabando con las menos nobles (pero prácticas) albóndigas de cerdo chinas, que se venden congeladas en las tiendas de productos orientales. En fin, con las álbondigas me pasa lo mismo que con la pizza, me las como sin criterio en todas sus salsas y formatos.

Hoy voy a proponer unas albóndigas de tofu y quinoa que han tenido muchísimo éxito entre los colegas. Las preparé para un almuerzo dominguero y, como siempre hago, guardé unas cuantas para la comida del lunes. Aunque la preparación puede ser larga, considero que merece la pena dedicarles algo de tiempo un domingo, ya que de una tacada se pueden sacar mucha cantidad y así congelar tuppers. Por ese motivo he decidido cocinarlas directamente en la salsa de tomate. Se podrían haber hecho fritas o al horno, pero de esta manera se han mantenido "hidratadas" y no he corrido el riesgo de comerme unas pelotas de ping pong al día siguiente.

Os dejo con la receta, ¡espero que os guste!

Ingredientes

  • 200gr de tofu
  • 100gr de espárragos 
  • 100gr de quinoa
  • 2 dientes de ajos
  • 1 cebolla
  • 1 cda de menta
  • 1 cda de chia
  • sal al gusto
  • 1 lata de tomate triturado 
  • 2 hojas de laurel 
  • 1/2 cdta de azúcar
  • 2 cdas de AOVE

Elaboración

Quitar la parte más gruesa de los espárragos y cocinarlos a la plancha.

Lavar la quinoa bajo el agua y ponerla a hervir en agua salada. Cuando esté cocida, escurrirla y dejarla enfriar.

Quitar las puntas a los espárragos y guardarlas para la salsa de tomate. Cortar lo que queda del tallo en tres partes y colocar en una picadora eléctrica, junto con las semillas de chía, la menta, los dientes de ajo pelados, una pizca de sal y el tofu. Procesar hasta que los ingredientes estén bien amalgamados. En un bol, mezclar la pasta obtenida con la quinoa y dejar reposar en la nevera al menos 1 hora.

Mientras tanto preparar la salsa de tomate. Picar la cebolla y sofreírla en una olla con el aceite. Cuando esté dorada agregar el tomate triturado junto con la hoja de laurel y el azúcar. Sazonar con sal y tapar. Dejar cocinar con el fuego bajado al mínimo.

Formar las albóndigas con la ayuda de las manos y colocarlas en la olla. Es importante que estén bien cubiertas por la salsa, así que mejor utilizar una olla no muy ancha o doblar la cantidad de ingredientes de la salsa.

Añadir a la salsa las puntas de espárragos y cocinar durante unos 15'.

Notas